¡Uno para todos! …y ¡Todos para uno!

26 septiembre, 2018
equipo remo

TRABAJAR EN EQUIPO: UNA COMPETENCIA IMPRESCINDIBLE PARA EL FUTURO

¿En qué se parecen un profesor cordobés, un profesor manzanareño (gentilicio de Manzanares, Ciudad Real) y un profesor lituano (vilniano o kaunano:) ?  Se parecen en que todos están interesados en dar un giro a la educación,  pasando de la enseñanza pasiva al aprendizaje activo, comenzando por el aprendizaje cooperativo.

No es un chiste, es un hecho real. En las tres primeras semanas de septiembre, el equipo de ITEM ha viajado a todos esos lugares. Hemos ido de acá para allá trabajando con unos profesores maravillosos -los de todas esas ciudades- que nos planteaban la necesidad de enseñar “de otra manera”.

IMG_20180916_193959

Hemos aprendido mucho en esos viajes: ya sabemos que en Córdoba no se pueden hacer visitas por las calles “después de comer y hasta la hora del AVE”, porque te puede dar un golpe de calor, aunque sea septiembre. También, que en Manzanares las fiestas patronales son el 14 de septiembre y hay un ambientazo bárbaro ya desde una semana antes, las calles del centro por la noche están como la calle Arenal de Madrid en navidades: sólo se puede andar en una dirección. En Lituania, Vilnius, Kaunas y Trakai nos han cautivado: ciudades habitables, a dimensión humana, plazas enormes, árboles gigantes y muchos bares y restaurantes. En Trakai, además de unos lagos espectaculares con un castillo de cuento,  se comen unos kibinai de origen tártaro ¡espectaculares! y donde las casas tradicionales no tiene sus puertas hacia la calle, sino por la parte de atrás… No paramos nunca de aprender cosas nuevas.

Como nuestros profes. Que aprenden con ganas, porque saben que tienen en sus manos el futuro. Como el rótulo en un autobús de ruta escolar que leí ayer: “En este autobús, tus hijos van al futuro”. Me encantó. Necesitamos educar para el futuro, no para el pasado. Necesitamos educar para todos esos trabajos que están surgiendo: “Nano-médico”, “Fabricante de partes del cuerpo”, Granjeros verticales”, “Abogado virtual experto en delitos on-line”, …[1] y otros que nos imaginamos aún, de los que no sabemos nada. ¿Cómo enseñar para algo que no se conoce?

Una de las razones que esgrimen innovadores educativos, profesores, expertos y líderes inspiracionales de la educación -como Sir Ken Robinson, “Innovation playlist” de Ted Dintersmith, “Edutopia” de George Lucas, “SOLE” de Sugata Mitra y otros- para cambiar el modelo educativo, es que desde el siglo XIX todo ha evolucionado considerablemente: tecnología, sanidad, modos de comprar, etc., y en cambio, se sigue educando como a comienzos del siglo XIX.

Este vídeo no es nuevo pero ilustra bastante bien este punto

Y me podéis preguntar,  pero ¿es preciso cambiar algo sólo porque se hace así desde hace mucho tiempo? Mi respuesta es que esa no es razón suficiente, no se tiene que cambiar el modelo de educación porque sea antiguo, sino porque no funciona como debiera. La clave está en cambiar algo que no funciona por algo que sí lo hace.

COSAS QUE SI FUNCIONAN SI EDUCAMOS PARA EL FUTURO

Las metodologías activas hacen al alumno protagonista de su aprendizaje.  Esto significa que no es un oyente pasivo que escucha al profesor, sino que en clase “manipula” los contenidos y se los lleva aprendidos a casa. Bueno, casi aprendidos, porque nunca dejará de requerirse un mayor trabajo sobre algunos contenidos o conceptos.

Un ejemplo sencillo:” un profesor de física que explica un concepto vinculado al momento angular, giro, y mientras lo explica hace que sus alumnos hagan girar la rueda de una bicicleta. De este modo se activan regiones sensoriales y motrices vinculadas a las que intervienen en el aprendizaje cognitivo” [2] No se trata de explicar un concepto y de “luego” hacer unas prácticas, sino que se trata de manipular el concepto para entenderlo mientras se explica.

Para hacérnoslo fácil, hay muchos expertos en educación que han desarrollado, desde hace muchos años, metodologías activas de probados resultados: el aprendizaje cooperativo, la flipped classroom, el aprendizaje por proyectos, el aprendizaje basado en el pensamiento, etc. Todas ellas requieren que los alumnos hagan mucho trabajo en equipo.

Por eso en ITEM recomendamos siempre comenzar innovando con la metodología del aprendizaje cooperativo, donde se facilitan herramientas y procesos muy bien organizados para enseñar a trabajar en equipo. Los hermanos Johnson lideran esta metodología y tienen propuestas de herramientas de trabajo y aprendizaje y de evaluación.

IMG_5243

Pero hay razones más poderosas para enseñar a trabajar a nuestros alumnos en equipo (que no en grupo) que la conveniencia como herramienta para varias metodologías. Es fundamental enseñar a trabajar en equipo porque los problemas que nos abruman hoy en día en nuestra sociedad son tan grandes y tan polifacéticos, que es imposible que una sola persona logre afrontarlos con éxito.

Necesitamos enseñar a trabajar en equipo con todas sus consecuencias – llegar a acuerdos con personas que tienen diversos puntos de vista, dialogar con argumentos, aportar propuestas, ser creativos en las soluciones, etc.,- porque es el modo de preparar de verdad para el futuro a nuestros alumnos.

El libro de Walter Sinnot-Armstrong comienza así:

“Calamidades amenazan nuestro mundo. Las guerras son constantes. El terrorismo es cotidiano. Los inmigrantes buscan refugio. La pobreza es extrema. La inequidad y las desigualdades crecen. Las tensiones raciales aumentan. Las mujeres son maltratadas. El cambio climático nos acecha. Las enfermedades crecen descontroladamente. Los costes de la sanidad crecen desmesuradamente. Los colegios están empeorando. (…) Estas crisis son gigantes en escala y en alcance.

Debido a su inmensidad, ninguno de esos problemas pueden resolverse sin una amplia cooperación  y colaboración entre grupos de distintas personas con diversas creencias y valores. (…) Nunca será suficiente para una persona, incluso para un solo país, decidir qué hacer y hacerlo solo.

Necesitarán convencer a otras personas para trabajar conjuntamente” [3]

Necesitarán saber trabajar en equipo.

 

Elena Jiménez-Arellano. ITEM CEO & Founder

[1] ver www.fastfuture.com

[2] Jesús C. Guillén “Las funciones ejecutivas del cerebro son imprescindibles para la vida” Aprendemos juntos . BBVA, EL País.

[3]”Think again. How to reason and argue” Walter Sinnot-Armstrong. Penguin. Random House. 2018

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*